Tribu ocional

Tribu ocional

Ven conmigo y entiende. 
Tiene una belleza especial. Fuerza al espacio exterior, contraste al color. Rojo intenso que recuerda  incandescencia, fuego,  sangre y vino. Preciado manjar a muchos paladares. 
Líneas básicas traducen una fusión de instrumentos. Características fundamentales del edificio se han transformado por la rica fantasía. 
Movida por el poder dominante, una manivela  no equilibrada, de brazos tronchados y pocillos de prueba hacen de balanza inútil.  
Degustamos un delicioso sabor, ¿lo notas?, gira el eje y poco a poco se desplaza la plancha, presiona la uva y como hilos  de aliento espiritual surgen chorrillos, blanco, rosado y  tinto.  Estos,  recogidos en cubeta inferior, se distribuyen bajo un tapón  que  hará  solera.  Y como si de una mesa se tratara, en  el  gran  momento de ocio, se descorcha siguiendo dirección inversa. 
Animos exaltados, turbulencia bajo una base inestable. 
Regresamos, un acceso infranqueable impide molestar su descanso.  
Su atracción nos embriaga. Ficción. 

MONCHOLC, hasta hoy.  Pág: 100.
                          Dra. Abad